Archivo para la categoría "Un poco de humor…"

Como escribir un mail y no morir en el intento – Rosa   1 comment

  

 

Hola mi cielo…
 
C’omo estas?te escribo sin acentos porque estoy en la compu de tu hermano y no encuentro nada en el teclado grrrrrrrrrrr, mi compu se hizo mieer…se la lleve al amigo de tu hermano para que me la arregle. Antes de irse de vacaciones me puso la fuente de tu maquina y no anduvo,me compro una nueva ayer 5 minutos antes de salir de viaje y al rato de colocarla empezo a salir olor a quemado y como él ya se iba, la lleve a la oficina,alli casi le exploto la fuente en la cara de su amigo, y se quemo un chip de la mother (…que la pario!!!), ahora no se que carajo hice para tener internet porque el LAN ese de mierd…tampoco funciona,entre al la pagina de LDRS y veo que tengo 850000000 mails y no puedo leerlos porque me marca error no se cuanto en ingles que no entiendo un jocaro,ahora lo que espero que pueda al  menos enviarte esta porqueria para que la leas y tte cag…de la risa de tu pobre madre y no te molestes en contestar hasta que te avise porque no puedo leerte.Tu hermano llamo esta manana(ni la enie tiene esta porqueria y no me acuerdo los numeros grrrrr) desde Mendoza, pero como hablo con tu papa no se si cambiaban de micro o cruzaba la frontera a Chile (uno peor que otro para entenderse! ) la cuestion que lo escucho bien. Las chicas le hicieron la despedida el jueves y le regalaron un fibron para que se marque la raya del cu….si se le borra en el
 viaje.Bueno hijita, epero que te rias un poco de lo que te escribo, como
 veras me lo estoy tomando con humor, besito….
 
Ma … (POR LO MENOS TIENE MAYUSCULAS !!!!JAJAJAJA)
 
 
Rosa.
 
 

Publicado octubre 7, 2009 por rosawrosa en Un poco de humor...

Buenos chistes para sonreír   1 comment

 
 
 
Buenos chistes para sonreír.
 
Un Alavés, un Bilbaino y un Donostiarra van a la selva de excursión.
En un recodo, los pillan los indígenas y se los llevan a su poblado.
Sale el jefe de la manada de una choza y les dice a los tres:
– Para que no os comamos, deberéis hacer dos cosas: Primero
obedeceréis a lo que os pidamos y después realizareis una acción.
Como no tenían más remedio accedieron. El jefe les pidió que fueran
a la selva y trajesen diez piezas de la misma fruta que eligiesen y
después les diría la acción.
Salen corriendo, y al rato llega el Alavés con diez manzanas. El
jefe le dice que tiene que meterse una a una por el culo y no debe
mostrar ninguna expresión tanto en su cuerpo como en su cara, sino morirá.
Se mete la primera, pero con la segunda da un gemido y van y lo matan.
Después viene el Bilbaino. Este trae 10 cerezas y empieza a hacer lo
mismo. 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9 y cuando va a meterse la 10 suelta
una carcajada y lo matan.
Ya en el cielo, se juntan el Alavés y el Bilbaino, y le pregunta el Alavés:
– ¡Si casi lo tenías! ¿Como has podido reírte?.
– ¡Pues muy fácil! Cuando iba a introducirme la última, vi que
llegaba el Donostiarra con un cargamento de Piñas. 
 
————————————
Llega una señora a confesarse y le dice al cura:
– Padre, tengo un problema!
– Dime, ¿Cual es tu problema hija?
– Fíjese padre que tengo dos periquitas, muy bonitas, pero lo único
que saben decir es: "Hola somos prostitutas, ¿No quieres divertirte
un rato?".
Le contesta el padre:
– Eso esta muy mal hija, pero le propongo algo, yo tengo un par de
periquitos a los que he enseñado a leer la Biblia y a rezar,
tráigame sus periquitas, las ponemos en la misma jaula con mis
periquitos y ellos les enseñaran a rezar y leer la Biblia y se les
quitara lo mal hablado.
La señora encantada por la idea le lleva las periquitas al día
siguiente, al llegar con las periquitas ve que los periquitos del
padre están en su jaulita concentrados rezando el rosario, meten a
las periquitas a la jaula y fieles a la costumbre dicen:
– Hola somos prostitutas, ¿Quieres divertirte un rato?.
Y contesta uno de los periquitos del padre:
– Hermano, guarda los rosarios, que nuestras oraciones han sido
escuchadas.
 
——————————————–
 
Un borracho está en un velorio, viendo al difunto y se le acerca una señora y dice:
pensar que a todos no va a tocar, y el borracho responde: ¿qué lo van a repartir?
 
—————————————-
 
Un borrachito manejando una moto y choca con una señal de tránsito.
Se le acerca un policia y le dice:
– Acaso no vio la flecha?
Responde el borrachito:
– Ni la flecha ni al indio que la tiró.
 
 
 

Publicado febrero 10, 2009 por rosawrosa en Un poco de humor...

grrrrrrrrrr   1 comment

 
 
 
 
Grrrrrrr……..

 Las mujeres somos víctimas de un complot urdido por mentes perversas que se reúnen en un lugar secreto y deciden lo que ellos llaman ‘tendencias de moda’. ¿Quiénes son? ¿Cómo lo hacen? Yo me imagino que llega Paco Rabanne y dice:
 – ‘Veo que este año se va a llevar el azul petróleo’.Y saltan a dúo
 Victorio y Lucchino:
 – ‘Eso, eso. Y los jerséis sin mangas, pero de cuello alto, ¡y que se jodan!’.
 ¡Y date por jodida! Porque la moda no es una industria. ¡Es una secta dirigida por maricones! Y de esos seres que nos odian ¿qué podemos esperar?… Si nos hacen ir con estos pantalones que se abrochan en la rabadilla y nos hacen creer que vamos bien (Creo que lo hacen para que luzcamos esos ridículos tangas que tanto molestan). O con esos otros pantalones de pata larga que van limpiando las aceras.
 ¿Ustedes saben lo que son las fashion victims? Son las mujeres que han caído en sus redes y ya no pueden escapar. Esas que cuando se acercan a un escaparate, oyen voces en su cabeza: ‘El poder de la moda te obliga’, ‘el poder de Dior te gobierna’.
 Realmente, yo me dí cuenta del poder que tiene esta secta cuando intenté comprarme un vestido rojo. Parece fácil, ¿verdad? Un vestido rojo. Pues no.¡Porque las tiendas están en el ajo! Son las representantes de Dior en la tierra. Y, claro, llego yo, y le digo a la dependienta:
 – Buscaba un vestido rojo.
 Y me suelta:
 – ¿Rojo? Este año no viene nada en rojo. Este año viene el azul petróleo.
– ¿Y eso rojo de ahí?
 – Eso es la funda del extintor, pero si quieres te la saco.
¡Así es como empiezan las sectas: anulando tu voluntad! Porque, de repente, me veo diciendo:
 – Vale, sácame uno azul petróleo de la 38.
 Y, en ese momento, la dependienta me mira como se mira un Fiat Panda desde un todoterreno:
 – ¿La 38? Tú estarás entre la 40 y la 42.
 Claro, yo la miré a ella como diciendo: ‘Y tu estarás entre gilipollas y tonta del culo’
 Pero le dije:
 – Perdona, yo soy una 38.
 – No, si ya. Pero es que este año viene la 38 ceñida, ¿sabes?
 Y es que ese es el segundo paso de la estrategia de la secta. Disminuir tu autoestima para poder dominarte mejor. Ahí, yo dije:
 – Con esto no me pillan. ¡Yo me pruebo la 38 aunque me la tenga que meter a rosca!
 Y, claro, te miras al espejo y ves lo que ves. Una morcilla. Una morcilla azul petróleo.
 Y digo yo: si en todo el mundo un metro es un metro y un kilo es un kilo, ¿por que la talla 38 no es siempre la talla 38? Tú vas al Carrefour y la talla 38 se la puede poner King África y, sin embargo, te vas a Versace y la 38 no se la pone ni Melody.
 Total, que hice lo que hacemos todas: llevármelo. Si, porque pensé lo que pensamos todas: ‘Así me obligo a adelgazar’. ‘Me obligo a adelgazar.’
 ¿Seremos idiotas? A las dos semanas te estás obligando a regalárselo a tu sobrina. ¡Es como comprarte unos zapatos del 34 para obligarte a que te encoja el pie!
 Pero es que ese es otro de los síntomas de que estás entrando en la secta:
 someterte voluntariamente al sufrimiento físico. Aunque, a veces, cuando todavía no estás abducida del todo, consigues tener un momento de lucidez y decir: ‘No, no me lo llevo’. Y, entonces, esa enviada del mal que es la dependienta te dice la frase definitiva:
 – Llévatelo, no seas boba, ¡que lo puedes devolver!
 ¡Y lo compramos! Como lo puedes devolver… Eso es como comerte un trozo de moqueta: ¡como lo puedes devolver!
 Así que volví a casa con mi vestido azul petróleo de la 38. Me lo pongo y le pregunto a mi marido:
 – ¿Como me queda?
– ¿Si? ¿Me marca mucho?
 – Te va a hacer llagas.
 Ahí me dije: ‘Tere, modérate. Esta es otra prueba. La secta de la moda quiere que rompas lazos con tu entorno’. ‘¡No, no van a poder conmigo!’.
 Me lancé a la calle y no paré hasta que encontré el único vestido rojo que quedaba en toda la ciudad. Cuando lo vi, dije: ‘¡Me lo compro! ¡Que le den a Paco Rabanne !. Y que Victorio le dé a Lucchino …’ ¡Ja! Y salí de la tienda triunfante, con mi vestido rojo. Pero la alegría me duró dos escaparates.
Es algo que nos pasa a todas las mujeres. De repente, se te viene el mundo encima: ‘Coño, ¿y qué hago yo con un vestido rojo, si este año lo que se lleva es el azul petróleo?’ Oye, que no pude pegar ojo en toda la noche.
Tuve unas pesadillas… Estaba yo en una misa negra, atada de pies y manos, y los grandes gurús de la moda, rodeándome como en Poltergeist: ‘Tereee. Veeen hacia el glamouuuuur.’
 Total, que me desperté, empapada en sudor y dije: ‘¡Vale, esta bien! ¡Me rindo!’ Me unté entera con vaselina para que me entrara el traje, y me presenté en la boda de mi amiga Jessi, vestida de azul petróleo.
 Cuando llegué a la iglesia me encontré con que íbamos todas iguales….Allí había más azul petróleo que en una playa del golfo Pérsico. Ahí te das cuenta de que te han captado, has entrado en la secta, y a partir de ese momento honrarás a Victorio y a Lucchino, no nombrarás a Chanel en vano y amarás a Dior sobre todas las cosas.

 P.D.¿Alguién me puede explicar que coño es el color ‘azul petróleo’?? Tarde siglos en comprender que las cosas pueden ser de color buganvilla, no me jodais ahora con el petróleo, por favor!! El petróleo es negro como los cojones de un grillo!! (y perdón por la expresión…)

 

Publicado noviembre 6, 2008 por rosawrosa en Un poco de humor...

Mi tío Poroto – Santiago Varela.   Leave a comment

 
 
Mi tío Poroto.
 
Mi tío Poroto andaba fenómeno hasta que su mujer; mi tía Porota; a instancias de su hija; mi prima Tota; le dijo:
Mirá Poroto; vas a cumplir 70 años; es hora de que vayas a un médico.
¿Y para qué si estoy bárbaro?
Porque la prevención debe hacerse ahora que todavía sos joven – contestó mi tía.
Por este motivo mi tío Poroto fue a consultar al médico.
El médico con buen criterio le mando a hacer exámenes y análisis de todo lo que pudiera hacerse y que la obra social pudiera pagar.
A los quince días el doctor le dijo que estaba bastante bien; pero que había algunos valores en los estudios que había que mejorar. Y ahí no mas le recetó Simgras Grageas, para tener el colesterol lo más bajo posible; Bobex 10 mg. para el corazón; Diabetol Plus; para prevenir la diabetes; Total Vitaminol; complejo vitamínico; Abajopres para la presión; y como en Buenos Aires hay de todos menos buenos aires; Alergicatel; para la alergia. Como los medicamentos eran muchos y había que proteger el estómago; le indicó Omeopancex 20 cápsulas.
Mi tío Poroto fue a la farmacia y cambió allí una parte importante de su jubilación por varias cajitas primorosas de colores variados.
Al tiempo; como no lograba recordar si las pastillas verdes para la alergia las debía tomar antes o después de las cápsulas para el estómago; y si las amarillas para el corazón iban durante o al terminar las comidas; volvió al médico.
Éste; luego de hacerle un pequeño fixture con las ingestas; lo notó un poco alterado y algo contracturado; por lo que le agregó Nervocalm 25 y Aflojex Max.
Esa tarde; cuando entró a la farmacia con las recetas; el farmacéutico y sus empleados hicieron una doble fila para que él pasara por el medio mientras ellos lo aplaudían.
Sin embargo; mi tío; en lugar de estar mejor; estaba cada día peor. Tenía el fixture de todos los remedios en el aparador de la cocina y casi no salía de su casa; porque no pasaba momento del día en que no tuviera que tomar una pastilla.
A la semana el laboratorio fabricante de varios de los medicamentos que él usaba lo nombró "cliente protector" y le regaló un termómetro; un frasco estéril para análisis de orina y una birome con el logo de la empresa.
Mi primo el Toto dedujo que la dirección la tuvieron que sacar de la receta que la farmacia entregó a la Obra Social. Posta.
Tan mala suerte tuvo mi tío Poroto; que a los pocos días se resfrió y mi tía Porota lo hizo acostar como siempre; pero esta vez; además del té con miel; llamó al médico. Éste le dijo que no era nada; pero le recetó Gripedin Dúo y un antibiótico; Sanaxidal 500.
Para colmo mi tío Poroto se puso a leer los prospectos de todos los medicamentos que tomaba y así se enteró de las contraindicaciones; las advertencias; las precauciones; las reacciones adversas; los efectos colaterales y las interacciones medicamentosas. Lo que decía eran cosas terribles. No sólo se podía morir; sino que además podía tener arritmias ventriculares; sangrado anormal; náuseas; hipertensión; insuficiencia renal; parálisis; cólicos abdominales; alteraciones del estado mental y otro montón de cosas espantosas.
Asustadísimo; llamó al médico; quien al verlo le dijo que no tenía que hacer caso de esas cosas porque los laboratorios las ponian por poner.
Doctor; las empresas que ganan mucha plata no ponen cosas por poner.
Bueno; las ponen para cubrirse.
¿ Para cubrirse de qué? – preguntó mi tío.
Para cubrirse por si alguno le hace un juicio.
Si; claro; pero para hacerle un juicio; primero le tuvo que pasar algo. Nadie hace un juicio si no le pasa nada. Digo…  – dijo mi tío.
Bueno… mirado así…
Que es la única forma de mirarlo. Juicio le pueden hacer si al paciente por  bajar el colesterol se le revienta el higado; se le caen los dientes; se queda ciego; impotente; pelado… y después; ya con un poco de suerte; se muere.
Usted exagera; esas cosas que ponen en las prospectos no pasan casi nunca.
¿Casi…? A mí no me interesa que le pasen a muchos; con que me pasen a mí alcanza y sobra… – dijo mi tio Poroto muy nervioso; pese a tomar religiosamente el Nervocalm.
Tranquilo; Don Poroto; no se excite – le dijo el médico mentras le hacía una nueva receta con Antideprezol Forte Supositorios.
En ese tiempo; cada vez que mi tío cobraba la jubilación iba a la farmacia – donde ya lo habían nombrado cliente VIP y le ponían alfombra roja – y la cambiaba íntegra por remedios. Esto lo hacía poner muy mal; razón por la cual el médico le recetaba nuevos e ingeniosos medicamentos.
Pobre mi tío Poroto; llegó un momento en que las horas del dia no le alcanzaban para tomar todas las pastillas; por lo cual ya no dormía; pese a las cápsulas para el insomnio que le habían recetado.
Tan mal se había puesto que un día; haciéndole caso a los prospectos de los remedios; se murió.
Al entierro fueron todos; pero el que más lloraba era el farmacéutico.
Aun hoy mi tia Porota afirma que menos mal que lo mandó al medico a tiempo; porque sino; seguro que se moría antes..
 
Santiago Varela.
 
 

Publicado octubre 18, 2008 por rosawrosa en Un poco de humor...

Cuando las mujeres envejecen…   Leave a comment

 
 
 
 
CUANDO LAS MUJERES ENVEJECEN…

Es importante que los hombres recuerden que a medida que sus esposas envejecen, se hace cada vez más difícil para ellas mantener el mismo paso y eficiencia en lo que atañe al mantenimiento del hogar. Si usted nota alguna deficiencia, procure no gritarle. Algunas mujeres son hipersensitivas y no hay nada peor que una mujer hipersensitiva. 
Mi nombre es ROBERTO, y permítanme contarles como he manejado esta situación con mi esposa JULIA.
Cuando me retiré a temprana edad el año pasado, Julia tuvo que conseguir un trabajo a tiempo completo para complementar mis menores ingresos y lograr un plan médico que nos cubriese a ambos. Inmediatamente después que ella comenzó a trabajar, vi los primeros síntomas de envejecimiento en ella.
Yo volvía generalmente del club de golf, aproximadamente a la misma hora en la que ella regresaba de su trabajo, y a pesar que ella sabe lo hambriento que vuelvo del club, siempre me viene con que necesita una media hora de descanso antes de preparar la cena.
Yo no le grito, sino que le digo que se tome su tiempo y que me despierte cuando haya puesto la cena en la mesa. 
Como yo siempre almuerzo en el restaurante del club, salir a comer afuera no tiene sentido. En cambio, siempre estoy listo para probar la comida casera. Por otra parte, Julia antes siempre lavaba los platos apenas terminábamos de comer. Pero ahora, no es de extrañar que los platos queden ahí… sin lavar, por horas después de haber terminado la cena. Así que yo hago lo mejor que puedo para recordarle diplomáticamente (varias veces) que los platos no se van a lavar solos.
Sé que ella valora estos recordatorios, ya que siempre termina lavando la vajilla antes de ir a dormir Realmente pienso que mi experiencia como gerente me ayudó muchísimo.
 Uno de mis puntos fuertes es saber decirle a la gente lo que debe hacer. 
Y hablando de la cama, es allí donde realmente se nota su envejecimiento. Yo salgo para el club, juego golf todo el día, llego muerto a casa, pero después de unas 2 horas de siesta y una buena cena, estoy listo para cualquier cosa, si se me entiende lo que quiero decir. En cambio, su avanzada edad se ha mostrado con tanta fuerza, que ella realmente se duerme durante nuestros encuentros amorosos. Pero está bien. Su satisfacción en ese terreno es importante para un tipo sensitivo como yo, de modo tal que si ella disfruta durmiendo durante esos momentos…que así sea.
 Ahora que ha envejecido, ella parece cansarse más rápidamente que antes.

Nuestro lavarropas y secador se encuentran en el sótano de nuestra casa. A veces ella me dice simplemente, que no puede hacer otro viaje al sótano, por las escaleras…. La verdad es que yo no hago una montaña de un grano de arena…. siempre que termine con el lavado al día siguiente. Yo siempre estoy dispuesto a dejarlo pasar, a menos por supuesto, que yo necesite que ella planche lo que voy a usar el Lunes en el restaurante del club, o los Miércoles o Sábados cuando voy a jugar al póquer, o los Martes o Jueves cuando voy a jugar al bowling… o algo por el estilo. Mis salidas le dejan tiempo a ella para realizar otras tareas como bañar al perro, pasar la aspiradora, etc., etc. Y si yo no tuve un buen día en el campo de golf, y si el día fue lluvioso, mis palos de golf quizá llegaron sucios, así que la dejo que los limpie. Mi bolsa de golf es pesada, así que soy yo el que la carga desde el coche hasta el Maletero, dado que las mujeres en general son delicadas, tienen brazos débiles, y no pueden levantar cargas pesadas como lo hace un hombre. Así y todo, le pedí que no me despertara de mi siesta después del golf; en cambio le pido que cuando termine con ellos, los ponga de vuelta en el maletero.
 Pienso que otro signo de envejecimiento son las quejas.  Por ejemplo, ella me dice que no encuentra tiempo para pagar las cuentas del mes, durante su hora de almuerzo. 
En fin muchachos, nos casamos con ellas para bien o para mal, así que sólo atino a sonreír y así le doy coraje.
 Le he sugerido que se quede sin almorzar 2 o 3 días. De ese modo no tiene porque apurarse tanto. Además, mantendría la línea, que buena falta le hace.
 Me gusta pensar que el tacto es uno de mis puntos fuertes. Sé que parezco un santo por la forma en que ayudo a Julia.
 No digo que mostrar tanta consideración es fácil. Muchos hombres van a encontrar esto muy difícil, y algunos hasta lo van a encontrar imposible! Nadie sabe mejor que yo lo frustrante que puede ser una mujer cuando envejece. Sin embargo, muchachos, si ustedes aplican un poco más de tacto y menos críticas hacia su esposa que esta envejeciendo, voy a considerar que escribir este artículo valió la pena.
Después de todo, fuimos puestos en esta tierra para ayudarnos unos a otros. 
Firmado: Roberto.
 
 NOTA DEL EDITOR: Roberto murió súbitamente el 3 de noviembre. Fue encontrado muerto con un palo de golf enterrado en el culo, sobresaliendo sólo 2 centímetros de él. Su esposa Julia fue arrestada bajo cargos de asesinato en primer grado, pero el Jurado compuesto íntegramente por mujeres, aceptó su argumento de defensa en el sentido de que Roberto se sentó accidentalmente en el palo de golf !!!

Autor desconocido por mí.


 

Publicado septiembre 7, 2008 por rosawrosa en Un poco de humor...

Chiste real…   Leave a comment

 
 
 
Se reúnen tres mujeres:
 
Una amante clandestina, una novia y una casada. Quieren poner a prueba una técnica de seducción y deciden que las tres, esa misma noche, usarán bodies de cuero negro, tacones aguja de 20 centímetros, y máscara de ojos para recibir al marido.
 

Al día siguiente, se reúnen a comparar experiencias:
La amante clandestina cuenta:
 
– Apenas abrió la puerta y me vio de body negro, tacones y pintada, gritó como un salvaje, y me poseyó cuatro veces ahí no más, en el piso.
 
La novia a su vez cuenta:
 
– Yo me puse el body negro, los tacones y me pinté, pero me dio alguita de vergüenza y me puse un abrigo encima. Cuando llegó al apartamento y abrí el abrigo, se puso como un loco y me llenó de besos y fuimos a la cama, donde hicimos el amor dos veces seguidas.
 
La casada, gruñe y cuenta:
 
– Bueno, yo también me puse el body de cuero negro, los tacones y me pinté los ojos de negro. Llegó mi marido, se tiró sobre el sillón, agarró el control remoto y me dijo: ‘-
¿Oye, Batman, qué hay para comer?
 

 

Publicado septiembre 7, 2008 por rosawrosa en Un poco de humor...

El granjero y los cerdos.   Leave a comment

 
 
 
El granjero y los cerdos. 
 
Había una vez una granjero que tenía varios cerdos. Un día llego un
desconocido y le preguntó: "¿Señor con qué alimenta a sus cerdos?"
El granjero le contestó: "Mire, en la mañana les doy tortilla dura y
en la tarde les doy sobras de comida."
El desconocido le respondió, molesto: "Yo soy de la sociedad
protectora de animales, y usted no alimenta como se debe a sus cerdos,
le voy a poner una multa."
Otro dia llegó otro desconocido, y le preguntó al granjero: "¿Señor,
que les da de comer a sus cerdos?"
El granjero contestó: "Mire, en la mañana les doy huevos rancheros a
cada uno con un par de hotcakes y un vaso de leche".
El desconocido, melesto, no lo dejó terminar y le dijo: "Yo soy
representante de una fundación de ayuda a niños de la calle, y esa
comida que usted le da a los cerdos podría servir para alimentar a
niños que no tienen qué comer. Lo voy a multar".
Otro día llegó otro desconocido y le preguntó al granjero: "¿Señor,
con qué alimenta a sus cerdos?"
El granjero cansado de tantas multas responde: "Mire… En la mañana
les doy diez pesos a cada uno, y que se compren lo que quieran."
 
 

Publicado julio 10, 2008 por rosawrosa en Un poco de humor...