No te compro violetas.   1 comment

 
 
                                                                                                                                                                                      Bruno Santos.
 
 
NO TE COMPRO VIOLETAS.

Estaba leyendo el diario, como todas las tardes al llegar a casa, a esta casa cuidada por tus manos, a esta casa reluciente y tranquila, que ha sido como un lago de agua fresca para mi terca sed de luchador y te vi. llegar con un ramo de violetas en la mano.
Violetas, pequeñas, atardecidas, simples como tu voz sedosa, como las repetidas preguntas de nuestros chicos en los tibios paseos del domingo.
Violetas, te he visto llegar con ramos verdes, con flores importantes para los jarrones, te he visto disponerlas "para alegrar la casa", adorando tu gusto por hermosearlo todo.
Pero hoy fueron violetas.
Y un temblor en el fondo de tus ojos, algo hecho de nostalgias, de momentos pasados, de recuerdos que se han ido gastando.
Diez años, Florencia.
Primero fue la lucha en común para conseguir las cosas imprescindibles: terminar de amueblar el departamento estrecho, amoldarnos a la vida compartida.
Luego llegó el primer hijo y nos abocamos a la tarea de cuidarlo, olvidándonos de nosotros mismos. Cuando se anunció el segundo, buscamos un lugar mas amplio para poder recibirlo.
Otra vez los apuros económicos, la posposición de nuestras necesidades de mujer y de hombre, porque era imprescindible que fuéramos padre y madre.
Diálogos que se interrumpen para atender el llanto de los niños, sus comidas, sus baños, el sarampión, la escuela, las anginas, los zapatitos nuevos, las breves vacaciones junto al mar o en las sierras para cambiar de aire. El amor con mucho de fatiga, apurando las noches. Salidas y caricias postergadas. Lo de todos, Florencia; lo de siempre.
Y también la felicidad de ser cuatro, de estar unidos, de querernos mucho.
Hoy, al verte llegar con las violetas, las violetas que siempre te gustaron, las violetas que yo siempre te compraba cuando éramos novios, sentí un estremecimiento.
¡Cuanto hacía que no veía un ramillete de violetas! ¡Cuanto hacia que no las veía en tus manos!
Y supe, de repente, que aun eras aquella muchacha fantasiosa que se ruborizaba cuando yo la besaba.
Que soy, aun, aquel muchacho ardoroso y vehemente que inventaba palabras para nombrar al amor.
¿Cuanto hace Florencia, que no te compro violetas por la calle?¿Que sentiste, que pensaste, que niebla de tristeza te trepo por el cuerpo cuando vos te compraste las violetas, cuando vos las pagaste, cuando dijiste "déme un ramito"?
Porque seguramente quisiste revivir algo intimo y tuyo, pensando que te pertenecía solo a vos, que yo ya lo he olvidado, que para esa emoción soy un ausente, un hombre serio, estúpido, bien trajeado, al que no se le puede ocurrir la bella tontería de comprar violetas.
Florencia, yo te amo y te veo bonita y luminosa, y estoy lleno de vos y estoy seguro de que mi amor te ocupa toda, desde la piel a la raíz.
Perdón por las violetas.
Perdón por las violetas que compraste, por todas las violetas que no te regale durante años, por las violetas que no te compre…,no porque no quería hacerlo, sino porque, con el tiempo, uno se vuelve absurdo y tonto y no compra violetas por la calle, ni se atreve a decir con la voz en el cuello lo que siente, y enrolla sus emociones hacia adentro y las demuestra torpemente, igual que yo ahora, tocándote el pelo como un chico y apretando mi rostro contra el tuyo, sin pronunciar palabra, con los ojos húmedos de lagrimas…pero cuidando que no las veas.

 
Autor desconocido por mí.
 
Anuncios

Publicado agosto 6, 2006 por rosawrosa en Cuentos...

Una respuesta a “No te compro violetas.

Suscríbete a los comentarios mediante RSS.

  1. Hola, es muy lindo esto. Te cuento que la autora es Poldy Bird, tiene cuentos muy lindos, Un saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: